Showing 9 Result(s)

BATALLA DE OLIVEIROS CON FIERABRAS NO CAMPO DAS DUNAS. III Parte

Textos de Domingo Regueira inspirado por unha anciá de Sirves que lle falou dunha batalla alí ocorrida e que ela descubriu nun libro que lle trouxo seu pai da Arxentina. Referencias da batalla atopadas no Códice Calixtinus.
Lugar: Campo das Dunas
Olveira – Bretal – Sirves- RIBEIRA, 777 (ano máis, ano menos)

 

PARTE III

[lease en prosa]

Mas el Grande Carlo Magno
se empezó a armar al momento
para ir a la batalla;
pero el buen Conde Oliveros,
que se hallaba mal herido
y ya estaba casi bueno,
cuando supo la cuestión,
llamó a Guarín su escudero,
diciendo que le armase,
haz lo que te mando presto,

Apoiado nun bastón, dunha rama de sobreira, parecía o crego coxo da touta de Oliveira

y así que se vido armado,
saltó de la cama al suelo,
estirando los brazos,
y manejando los miembros,
por ver si firmes estaban,
y para mas pruebas de ello
saltó dentro de la sala
un salto que le midieron
veinticinco pies de alto;
pero al caer al suelo
se la abrieron las heridas,
y la purpura vertiendo
mandó traer al caballo,
y asi que lo vió compuesto,
sin poner mano en la silla,
de un brinco montó ligero,
fue donde esta Carlo Magno,
estas palabras diciendo:

Muy poderoso Señor,
hoy llega este Caballero
pidiendote por merced,
le otorgueis su pedimento,
y Carlo Magno responde:
pide que te lo concedo,
le respondió: Gran Señor,
hoy vuestra licencia espero
para ir a la campaña:
eso no te lo concedo
por que si bueno estubieras
no tuviera ningún duelo.
Guarín que está presente,
con sus dañados intentos
le replicó: Gran Señor,
no es de nobles Caballeros,
el revocar las palabras,
sino mantenerse en ello,
y Carlo Magno responde
con el rostro algo severo:
tu tienes malas entrañas,
pero al fin saldrá Oliveros,
y mira que si fenece,
dareis satisfacción de ello;
le concedió la licencia,
y le despidió ligero,

 

 

 

Aí vai o pobre Oliveiros, diplomaticamente despachado, con febres que ó tolean e o corpo suturado, a espada sen afiar, e o casco esnaquizado, o escudo abolado e o galdrapo rachado, pa enfrontarse o mastodonte, ladrón de obxectos sagrados…

 

se salió al campo gustoso,
y dando en el un paseo,
llego donde el turco estaba,
estas palabras diciendo:
Pagano empieza a armar,
mira que yo solo vengo
a mantener en batalla
todo cuanto estas diciendo,
y que no han de ser tus obras,
conforme tienes los fieros,
que con la ayuda de Dios
dentro de muy poco tiempo
te he de llevar maniatado
a mi Señor, y mi dueño.

El levantó la cabeza
y vió un hombre tan pequeño
y tan sin pelo de barba,
que traia tanto eresto.
Ve y dile a tu Carlo Magno,
que tengo por menosprecio
de emplear en ti mis armas
que eres muy niño pequeño.
Oliveiros ofendido,
le respondió, así diciendo:
si en levantarte te tardas,
como villano te hiero,
y amenazó con la lanza,
y Fierabrás a este tiempo,
se puso en pie vigilante,
estas palabras diciendo:

Si he de pelear contigo,
dime tu nombre primero,
tu calidad y nobleza,
Que si no eres Caballero,
aunque te venza en batalla,
poco galardón espero.
Le replicó luego al punto;
dime tu estado primero;
yo te lo diré al instante:
Sabrás que es mi nombre mesmo
Fierabrás de Alexandria,
al que a nadie tubo miedo.
Pues yo me llamo Guarín,
y soy nuevo Caballero,
la primera vez armado,
y solo por eso vengo
a ganar honor, y fama
con la victoria que espero.

¡A ganar honor y fama?

Fierabrás le dice amigo
Engañado estás en eso,
porque si yo no tuviera
piedad de ti, ha mucho tiempo,
que te hubiera dado muerte
como a inocente Cordero.
Ve, y dile a tu Carlo Magno
que me envie aquí a Oliveros,
y al valeroso Roldan,
que deseo el conocerlos:
Oliveros dice, amigo
juzgo que me teneis miedo,
según la prosa que gastas,
y dexas pasar el tiempo,
yo de ninguna manera
no me voy de aqueste puesto,
si no te vuelves Cristiano,
ó te llevo prisionero.

O seguinte martes continuaremos coa batalla, suscríbete a listaxe «Todas as novas» do noso blogue para recibila no teu correo!

Quero recibir información da listaxe de:

¡Non enviamos spam! Lee a nosa Política de Privacidade.

"Arqueoloxia Barbanza"

Domingo Regueira defínese a si mesmo como un chapuzas artístico ou trapalleiro literario. Publica regularmente no seu perfil persoal de facebook e podes seguilo na súa páxina «Arqueoloxía Barbanza» onde atoparás mais do seu interesante traballo de investigación arqueolóxica da nosa contorna. Ademais, os seus contos actuais, cargados de sarcasmo, son publicados en La Voz de Galicia (sección Barbanza). Tamén é colaborador no blogue da Asociación Barbantia «Café Barbantia» e a miúdo debuxa. Unha das exposicións mais recentes foi no Museo Valle-Inclán da Pobra do Caramiñal onde presentou unha serie de negras ilustracións sobre a obra do autor do esperpento.

BATALLA DE OLIVEIROS CON FIERABRAS NO CAMPO DAS DUNAS. II Parte

Textos de Domingo Regueira inspirado por unha anciá de Sirves que lle falou dunha batalla alí ocorrida e que ela descubriu nun libro que lle trouxo seu pai da Arxentina. Referencias da batalla atopadas no Códice Calixtinus.

 

Lugar: Campo das Dunas
Olveira – Bretal – Sirves- RIBEIRA, 777 (ano máis, ano menos)

 

[lease en prosa]

Fierabrás alpetrechado, sae da cabalo o campo berrando con ton desafiante, insolente e ameazante, ó estilo dos <<Petriz, descendentes da nobreza indíxena galega, que levan nos cromosomas a milenaria herdanza de ríos de sangue, xenocidios, brutalidade, arrogancia e vaidade>>. Vamos. Que todo é deles, e a democracia é un entretemento para contentar as masas, facéndolles crer que teñen algúns dereitos.

Autografo de Carlomagno. O emperador só debuxaba o cadrado central, completando o resto os seus secretarios

Se aparejó Fierabrás,
y trajo consigo luego
diez mil hombres a peón,
dejándoles encubiertos;
con esto se entró en el Real,
en altas voces diciendo:
A dónde estás Carlo Magno,
que hoy un solo Caballero
viene a pedirte campaña,
envíame aquí a Oliveiros,
o al valeroso Roldan,
que yo hasta seis espero,
y les mantendré batalla,
hasta que te de fin de ellos.
Viendo que nadie salía,
determinado y soberbio
se tendió al pie de un árbol,
y se desarmo al momento,
y tendido como estaba
decía con gritos fieros:

….

 

Si Fierabrás era un animal, o Carlomagno tampouco lle negaba pares, pois segundo sabemos, polo arcebispo de Reims, medía oito pes de alto; pero dos del, a cabeza palmo e medio, e como ascuas de león, describía os ollos, que cando se encabuxaba, ós cabalos espantaba.

Pero Carlo Magno oyó
del bárbaro aquestos ecos,
a Ricarte Normandía,
la preguntó así diciendo:

Quies aquese pagano,
que desatinado, y ciego
nos está desafiando
a cuantos hay en el Reino?
Ricarte dijo: Señor,
ese noble Caballero,
es hijo del Almirante,
y agigantado en su cuerpo,
aquel que se metió en Roma
con notable atrevimiento
robó las Santas Reliquias,
por quien tanto padecemos.
Mandó llamar a Roldan,
estas palabras diciendo:

Sobrino del alma mía
a ti te toca el empeño,
el salir a la demanda
con ese bárbaro fiero,
y Roldan dijo: Señor,
ni yo, ni mis compañeros
no hemos de salir ninguno,
pues bien sabéis por cierto
cuando la escena pasada
de aquellos recios encuentros,
nos dijistes en la mesa:
los ancianos Caballeros
hoy han ganado la fama,
y a esos le toca primero
el salir a la demanda;

Como vedes, o Roldan, cuestionou con Carolus a súa vez na saída, encoraxouse o monarca e lanzoulle unha manopla, que lla esparrou na cara e sangraba pola boca. Endemoñado Roldan, botou man á espada, pero nun tris razoou, e depuxo a enganchada. —¡E coidado coa espada de Roldan! Que segundo Turpín contaba, Durandarte se chamaba, e no puño remataba, coa punta de unha lanza, que ferira a Xesús, cando da cruz colgaba.

O seguinte martes continuaremos coa batalla, suscríbete a listaxe «Todas as novas» do noso blogue para recibila no teu correo!

Quero recibir información da listaxe de:

¡Non enviamos spam! Lee a nosa Política de Privacidade.

"Arqueoloxia Barbanza"

Domingo Regueira defínese a si mesmo como un chapuzas artístico ou trapalleiro literario. Publica regularmente no seu perfil persoal de facebook e podes seguilo na súa páxina «Arqueoloxía Barbanza» onde atoparás mais do seu interesante traballo de investigación arqueolóxica da nosa contorna. Ademais, os seus contos actuais, cargados de sarcasmo, son publicados en La Voz de Galicia (sección Barbanza). Tamén é colaborador no blogue da Asociación Barbantia «Café Barbantia» e a miúdo debuxa. Unha das exposicións mais recentes foi no Museo Valle-Inclán da Pobra do Caramiñal onde presentou unha serie de negras ilustracións sobre a obra do autor do esperpento.

BATALLA DE OLIVEIROS CON FIERABRAS (O BRAZO FEROZ) NO CAMPO DAS DUNAS. I Parte

Textos de Domingo Regueira inspirado por unha anciá de Sirves que lle falou dunha batalla alí ocorrida e que ela descubriu nun libro que lle trouxo seu pai da Arxentina. Referencias da batalla atopadas no Códice Calixtinus.

 

Lugar: Campo das Dunas
Olveira – Bretal – Sirves- RIBEIRA, 777 (ano máis, ano menos)

 

[lease en prosa]

Dende a lomba que separa Olveira de Corrubedo, dirixía Carlomagno a loita co sarraceno, cun exercito miúdo, responsos e padrenuestros, caían mouros a ducias, a centos e a milleiros. Cos Doce Pares de Francia, como lobos carniceiros, voaban testas e turbantes a cada golpe certeiro.

Sobre esta mítica lomba tamén poden contemplar, a teofánica marca, que Carolus mandou gravar, co motivo da batalla en este campo dunar, para derrotar ó inimigo que facía tanto mal; roubando e matando, secuestrando e torturando, nunca se veu nada igual.

Comeza o romance de Juan José López case fiel. Case…

Suenen Cajas y Clarines,
y sonoros instrumentos
en acordes consonancias
por los espacios del tiempo,
para dar claras noticias
del caso más estupendo,
la más reñida batalla,
y los más recios encuentros,
que hubo entre espada y lanza,
mano a mano y cuerpo a cuerpo.

Con febre españoleira e vocación bieiteira , aínda poden escoitar, as ovacións que soltaban, árabes e cristiáns, nesta descrita batalla, onde o Conde Oliveiros a gañou por goleada, contra o infiel Fierabrás, que cun brebaxe sandaba enfermidades e dores, feridas e coiteladas, xarope que hoxe sería, a ruína boticaria.

 Se comenzó la batalla 
con tanto valor y esfuerzo 
que andaban los doce Pares 
derribando Caballeros, 
acuchillando turbantes, 
cotas, y mallas de acero. 

Pero viendo el Almirante 
la perdida de su Reino, 
mandó retirar su gente, 
y con muy poco recelo 
a su hijo Fierabrás 
lo ha llamado así diciendo: 
Bien sabes, hijo querido, 
que estos doce Caballeros,
que ha traído Carlo Magno, 
son hombres de tanto arresto, 
y me han muerto cien mil hombres,
entre ellos mis Caballeros, 
y por el Dios Apolín 
que les hago juramento, 
que he de tomar la demanda, 
y me he de vengar de ellos. 

Fierabrás dijo: Señor,
eso queda de mi empeño,
dadme licencia e iré al campo,
a donde tiene el Real puesto, 
y los llamaré a campaña,
por ver si puede mi esfuerzo,
uno a uno, o dos a dos
darle fin a todos ellos.

…agigantado en su cuerpo, 
y con quince pies de largo,
era una torre de huesos.

O seguinte martes continuaremos coa batalla, suscríbete a listaxe «Todas as novas» do noso blogue para recibila no teu correo!

Quero recibir información da listaxe de:

¡Non enviamos spam! Lee a nosa Política de Privacidade.

"Arqueoloxia Barbanza"

Domingo Regueira defínese a si mesmo como un chapuzas artístico ou trapalleiro literario. Publica regularmente no seu perfil persoal de facebook e podes seguilo na súa páxina «Arqueoloxía Barbanza» onde atoparás mais do seu interesante traballo de investigación arqueolóxica da nosa contorna. Ademais, os seus contos actuais, cargados de sarcasmo, son publicados en La Voz de Galicia (sección Barbanza). Tamén é colaborador no blogue da Asociación Barbantia «Café Barbantia» e a miúdo debuxa. Unha das exposicións mais recentes foi no Museo Valle-Inclán da Pobra do Caramiñal onde presentou unha serie de negras ilustracións sobre a obra do autor do esperpento.